Paredes de piedra

¿Eres de esas personas que pasan de las paredes monótonas, aburridas y con un solo color? Pues eres de los nuestros, de los que prefieren tener una pared decorada con el mejor elemento de la naturaleza ¡las piedras!

Aquí encontrarás la mejor variedad de artículos según tu gusto, si quieres empezar probando con un sencillo tapiz o si eres una persona decidida y ya tienes claro que quieres tu pared recubierta de piedras.

¿En qué pared colocaremos la piedra?

Tienes (normalmente) cuatro opciones donde poner la piedra en tu pared, aunque esto dependerá mucho de la distribución de los muebles, de la habitación y de la decoración que acompañará a tu nueva pared hecha de piedra. Intentaremos dar algunos tips y consejos para la elección.

Paredes en piedra decoración

En primer lugar es importante no elegir la pared donde se colocan los ventanales, esto se debe a que no se verán favorecido por la iluminación al estar a contra luz, esto puede afectar muchos a algunos tipos de piedra que se ven muy favorecidos cuando les alumbra directamente la luz natural.

Según los muebles

Otro punto a tener en cuenta, es la instalación de los muebles. Si tienes un armario, mesas grandes o cualquier otro tipo de mueble en dicha habitación, debes de jugar con su tamaño. Si lo muebles son grandes no conviene colocar aquí las piedras para tu pared, ya que puede ser que no luzcan su 100%.

Aunque por otro lado, si tu presupuesto es más bajo y no dispones de muchas piedra o papel que recubra tu pared, puede ser conveniente que escojas un color predominante, del que dependerán tanto tus muebles como el color de la piedra que elijas, mientras que el resto de la habitación puede mostrar un color totalmente distinto, ofreciendo así una moderna decoración minimalista.

¿Debemos cubrir toda una pared decorada con piedras?

Por último, aconsejarte que muchas veces hay espacios que no necesitan que se recubra la pared entera y queda mucho mejor la remodelación de una parte en concreto de la pared. Como por ejemplo el cabezal de una cama, es mucho más estético cubrir la franja que ocupa el ancho de la cama, que cubrir la pared por completo.

Si ya tienes tu decisión tomada y sabes que tipo de piedra vas a utilizar para tu pequeña reforma, solo nos queda darte las gracias por elegirnos y esperamos que termines con una pared de concurso. Y si tus invitados te elogian por el buen gusto, reparte un poco del pastel y recomiéndales nuestra tienda online, donde encontrarán todo tipo de artículos hechos de piedra, desde decoración para su hogar hasta accesorios para vestir a la moda.

¿Por qué comprar paredes de piedra?

Antes de hablar sobre las paredes, que material debemos usar y el porque, debemos plantearnos que partes de nuestra casa queremos redecorar. Dependerá mucho de cuanto queremos cambiar, ya que esto influirá directamente en nuestro presupuesto y en la elección de material que vayamos a hacer en nuestra reforma.

Cuando ya tengamos claro cuanto queremos cambiar, debemos instantáneamente preguntarnos porqué, ¿se veía mal? ¿Había problemas de humedades? ¿Queremos ampliar el espacio?… Según nuestro propósito las paredes deberán coger una forma o otra (hablando de material), ya que igual no conviene recubrir unas paredes de un vinilo si hemos tenido que volver a pintar por problemas de goteras o humedades.

pared en blanco piedra

Estilos de paredes con piedra

Ahora que ya tenemos todo claro en nuestra cabeza, viene la verdadera pregunta, que estilo queremos para nuestra nueva reforma. ¿Queremos un estilo más moderno, con mucho blanco mármol? ¿Preferimos un estilo rústico donde quede bien una piedra natural? ¿O quizás un combinado natural que de paso a un negro pizarra? Es muy importante hacer la recomposición del nuevo estilo en la cabeza, ya que igual, por una mala decisión, más tarde nos arrepentimos de haber escogido un tipo de piedra u otro.

Tipos de materiales para las piedras de nuestra pared

Hablando de los materiales en cuestión, hay que tener en cuenta que nosotros siempre traemos a nuestra tienda lo mejor en calidad precio. Aplicando la ley de la triple B: bueno, bonito y barato. Para que así tengas la capacidad de elegir la piedra que más te guste sin miedo a que sea de mala calidad o se vaya mucho de precio.

Una vez tengas claro que material vas a querer desarrollar en la reforma de tus paredes es hora de ponerse manos a la obra. No importa si quieres instalar una pared de piedra en el baño, en el recibidor o en la cocina, el proceso es el mismo siempre y no tiene mayor importancia, ya que este estilo vanguardista en la moda de interiores se adapta a la perfección a cualquier tipo de habitación.

Además de paredes hechas de piedra, en nuestra tienda tenemos:

Piedras preciosas

Piedras preciosas